Actualidad

Manténgase informado

Reclamación comisiones de apertura

José Esperante analiza en la TVG una demanda que pide la nulidad de las comisiones de apertura

José Esperante, abogado y socio director de claim&loyaltySociety, analizó una demanda colectiva que pide la nulidad de algunas comisiones de apertura en los préstamos hipotecarios en el programa ‘A Revista‘ de la TVG. La admisión a trámite de esta demanda judicial presentada por la Asociación Galega de Consumidores e Usuarios es un paso importante que puede ayudar a marcar camino a otros afectados.

Este tipo de demandas se presentan cuando «la entidad bancaria cobra una comisión de apertura, pero esta no está vinculada a ningún tipo de trámite», como explicó Esperante. Es decir, el usuario se enfrenta a unos gastos innecesarios y por ello son considerados comisiones abusivas.

Normalmente esto le sucede a los usuarios que conciertan una hipoteca con un porcentaje muy elevado. Además, los afectados asumen una prima inicial cada vez mayor. De todos modos, José Esperante aclaró que «cada usuario que hubiese pagado una comisión de apertura la podría recuperar».

 

¿Qué le va a devolver el banco a los usuarios?

Aunque el afectado reclame simplemente el reembolso de la comisión de apertura, hay que tener en cuenta también los intereses, que pueden suponer «una cantidad muy elevada«. Esto sucede porque al ser préstamos hipotecarios, son a largo plazo.

Si los intereses anuales fuesen de un 4% y pasasen diez años, el banco reembolsaría al usuario la comisión de apertura y un 40% por el tiempo que pasó. Como ejemplificó José Esperante en la TVG, si pagamos 1.000 euros y añadimos un 50% más de intereses, pasarían a devolvernos 1.500 euros.

Además, en estos casos lo habitual es que el usuario no recupere solo esta cuantía relacionada con la comisión de apertura y los intereses. Normalmente el banco hace frente a los gastos del abogado por obligar a ir a un procedimiento judicial para recuperar lo que le correspondía.

El letrado de claim&loyaltySociety recomienda a los posibles afectados comenzar por «hacer una reclamación a la propia entidad, una reclamación amistosa. En el caso de que esta reclamación amistosa no sea admitida por la entidad, tenemos que subir un escalón», de manera que se presenta una demanda en el judgado competente.

Comisiones de apertura

En respuesta a si esto marca un precedente, José Esperante aclaró que «una sentencia tiene un efecto entre las partes, no un efecto expansivo para el resto de personas». De todos modos, esta admisión sí es positiva a la hora de marcar camino. «Cuando todas las sentencias van en un sentido, es mucho más fácil que los usuarios se aprovechen de esa sentencia, porque todas van a ir en ese sentido», concluyó el letrado.

En caso de que un usuario se encuentre en proceso de aprobación de un préstamo hipotecario, nuestro abogado insiste en que lo ideal es informarse y comparar varios bancos, porque «seguramente haya entidades en las que no exista comisión de apertura». Aún así, hay que recordar que se consideran abusivas en los casos en los que el pago no va ligado a ningún trámite real.

Si piensas que puedes tener este problema, llámanos o escríbenos para conseguir una solución.

Carmen Del Río

Comments are closed.